La Junta de asistencia privada capitalina, entregó 3,800 despensas a personas vulnerables mediante Programa “Reserva Alimentaria COVID-19”

Se realizó la entrega de 3 mil 800 despensas alimentarias en 57 Instituciones de Asistencia Privada (IAP) de la capital, en esta segunda ocasión la Junta de Asistencia Privada del Distrito Federal (JAPDF), colaboró con Tiendas SUPERISSSTE para continuar brindando atención alimentaria a grupos de atención prioritaria durante la emergencia sanitaria por COVID-19.

La Junta de Asistencia Privada del Distrito Federal (JAPDF), en colaboración con Tiendas SUPERISSSTE, realizó la segunda entrega de 3 mil 800 despensas alimentarias en 57 Instituciones de Asistencia Privada (IAP) de la capital para dar continuidad alimentaria a los grupos de atención prioritaria durante la emergencia sanitaria por el COVID-19.

Por medio del Programa llamado “Reserva Alimentaria COVID-19” se brindará alimento, materiales de higiene y limpieza de forma segura y en cantidad suficiente para cubrir necesidades básicas en residencias operadas por la Junta, así lo mencionó el presidente de la JAPDF, Fernando Balzaretti Ramírez.

Hasta ahora las dos entregas estuvieron a cargo de Roberto Revilla Ostos, Director de SUPERISSSTE; un equipo profesional, repartió de forma segura y con cuidadosos estándares de calidad el alimento, así como materiales de higiene personal, desinfección y limpieza.

El trabajo colaborativo de ambas instituciones tuvo el propósito de maximizar y hacer eficiente el alcance del Programa. El convenio interinstitucional con SUPERISSSTE, aportó precios altamente competitivos, experiencia, personal especializado e infraestructura para integrar y distribuir los productos con la calidad, oportunidad y cumplimiento demandada por la emergencia sanitaria, incluyendo los protocolos de sana distancia indicados por las autoridades de salud.

Dentro de las acciones implementadas por el Gobierno de la Ciudad de México para hacer frente a la pandemia que se vive, se encuentra el Fondo de Emergencia COVID-19, a través de la JAPDF, el cual tiene destinado 10 millones de pesos, se diseñó con el fin de proporcionar alimentación básica durante dos meses para 2 mil 400 residentes y mil 400 cuidadores, es decir, 3 mil 800 personas en 57 estancias en sus distintas modalidades: casas hogar, asilos, albergues, residencias y refugios. Esto equivale aproximadamente a seiscientas mil comidas en dos meses con un costo promedio por comida de $13.50 pesos.

Vanessa Conde

Publicación relacionada

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

error: Content is protected !!